jueves, 17 de febrero de 2011

La frase de la semana.



El 15 de febrero del año 2011 se cumplieron 200 años del nacimiento de Domingo Faustino Sarmiento. Fue presidente de la República Argentina, Estadista (que no es lo mismo que presidente), educador, pedagogo, periodista, militar y docente. Fundamentalmente docente.

Entendió, como pocos que la educación es la base del desarrollo del ser humano como ser de bien, como pilar de una sociedad cuyo último fin sea la protección de las libertades individuales y el bien común. Por eso, la frase de esta semana es de Don Domingo Faustino.



"Hombre, pueblo, Nación, Estado, todo:
todo está en los humildes bancos de la escuela."



5 comentarios:

  1. Permitime hacerte una corrección: TODOS entienden que la base de una Nación está en la educación. El tema es que no todos (lamentablemente casi nadie en Argentina) gobierna para la Nación sino para sí mismo.

    Besos,

    Beb

    ResponderEliminar
  2. Sin lugar a dudas alguien importante en esto de la educación pero recordemoslo con sus luces y sombras: en su novela histórica, "Facundo", ejemplifica su tesis sobre la "civilización y barbarie" y es propia del positivismo de la época donde se consideraba que el gaucho y el indio eran inferiores y negativos para el progreso (progreso de las estancias y no de la Nación).

    En Uruguay nos pasa otro tanto con nuestro "prócer" de la educación pública, José pedro Varela, contemporáneo de Sarmiento.

    Saludos y felicitaciones por el blog desde Uruguay.

    ResponderEliminar
  3. Muy interesante
    todo lo que aportas en este blog es muy interesante a partir de ahora comentaré en tu blog...
    Lo que si quisiera pedirte un favor... tenes algun material sobre la guerra fria... curse con una profesora kutyn y vi un post tuyo... mi email es sergiofarori@gmail.com si me podes dar una mano, seria buenisimo.
    saludos!!

    ResponderEliminar
  4. también fue diplomático

    ResponderEliminar
  5. Un verdadero grande. En mi opinión este país, a pesar de todo, aún funciona y se destaca gracias a la matríz educativa que impulsó este hombre y que, aún, no han podido destruir.

    ResponderEliminar