martes, 23 de febrero de 2010

Maus


El sábado pasó un amigo por casa y me trajo dos libros. Me dijo “Los leíste, no?” Y no, no los había leído. ¿Cómo no los había leído? Fue lo que me pregunté a mi misma después de devorármelos en dos horas.


Los libros se llaman Maus. En realidad es una historia contada en dos partes. Al ver las tapas de los libros, (acá colgadas) se van a dar cuenta que son dibujos conocidos, en algún lugar y en algún momento los habrán visto.


Si les dijera que es un cómic sobre el Holocausto, tal vez no me creerían, pero es así. Y no es un comic cualquiera. Es una genialidad.

Art Spiegelman es el autor y cuenta la historia de su padre, polaco, judío, que sobrevivió a Auschwitz. Pero no solamente es la historia de Vladek, sino también la relación conflictiva y difícil de padre e hijo y de como viven los que sobreviven, (sobreviven?).


El libro es un clásico, llegó a ganar un premio Pultitzer en 1992 y fue traducido a 12 idiomas. El primero se llama “Maus: Mi padre sangra historia” y el segundo “Maus: Aquí comienzan mis problemas”.


Quiero recomendarlo profundamente y para eso voy a transcribir lo que Umberto Eco dijo sobre este libro:


Maus es un libro que no se puede dejar, en verdad ni siquiera para dormir. Cuando dos de los ratones hablan de amor, uno se conmueve, cuando sufren, uno llora. Lentamente, en este pequeño relato hecho de padecimientos, humor y los desafíos diarios de la vida, uno queda atrapado por su ritmo suave y magnético, y cautivado por la antigua familia de Europa del Este. Cuando Maus termina siente tristeza de abandonar ese mundo mágico y desea volver a él.



1 comentario:

  1. Muy interesante, será custion de leerlos.

    besos,

    Beb

    ResponderEliminar