martes, 20 de octubre de 2009

Días de radio

Si bien me reconozco adicta a la computadora y a internet, creo que podría vivir tranquilamente sin esta tecnología si así tuviera que hacerlo. También podría vivir tranquilamente sin televisor. Pero hay un aparato sin el cual no podría vivir: la radio.
Escucho radio desde muy chica. Durante el día o cuando me iba a dormir, poniendo una radio chiquita al lado de la almohada. Primero escuchaba AM, los programas que escuchaban mis papás. Después, cuando ya tenía mi radio, empecé a escuchar fm y nunca más paré. En este instante, mientras escribo, escucho radio.
Este aparato genial comenzó a gestarse en el siglo XIX. Se dice que su inventor fue el italiano Guglielmo Marconi, pero la verdad es que él logró la patente. Pero la radio fue el resultado de varios descubrimientos hechos por diferentes hombres. La radio es, exactamente, un medio que posibilita la trasmisión de señales a través de la modulación de ondas electromagnéticas que se propagan por el aire.
Para la década de 1860, el físico escocés James Maxwell entendió, mediante análisis matemáticos, que existían ondas electromagnéticas y que podían viajar por el espacio a una velocidad de 300.000 kms. por segundo aproximadamente.
Esta teoría fue confirmada por el físico alemán Heinrich Hertz en 1887, cuando por azar produjo ondas electromagnéticas generadas al saltar una chispa de alto voltaje entre dos electrodos y, pudo demostrar, que tenían las propiedades de la luz. (De aquí sale el nombre de ondas herzianas y de la unidad de medida herzio). Hertz construyó un circuito que producía unas ondas capaces de trasladarse por el espacio y ser detectadas por un cable eléctrico (a modo de antena) en el que generaban una corriente elétrica oscilante, similar a la que generaban en el circuito de origen. Con este circuito, además, se pudo abrir el camino hacia el telégrafo sin hilos.
Dos años más tarde, en 1889, el ruso Alexdander Popov, reprodujo la experiencia de Herzt y descubrió que la sensibilidad del cohesor (receptor de las ondas electromagnéticas que había sido creado por el francés Branly) aumentaba al conectarlo a un hilo conductor que estaba atado a un cometa. Así creó la antena.
En el año 1895, el inventor italiano Guglielmo Marconi, unió los tres mecanismo fundamentales para poder emitir señales: el oscilador de Herzt, la antena de Popov y el cohesor de Branly, y logró realizar una transmisión de telegrafía sin hilos a una distancia de 250 metros. Debido a la falta de apoyo en su país, decidió trasladarse a Gran Bretaña, donde logró patentar la radio.
En 1901 se realizó la primera transmisión por el Atlántico. Las primeras trasmisiones públicas se concretaron en 1920 en Gran Bretaña.
La evolución de la radio se dio a partir del desarrollo de diferentes inventos como las válvulas termoiónicas, el transitor y la modulación, hasta llegar a las modernísimas radio de hoy en día. Aunque, a esta altura, la radio también se escucha por internet o en un celular.
La radio como medio de comunicación fue fundamental en la vida de mucha gente, cuando no había opciones (tv, pc, internet, etc.). Una película que grafica esto de una forma genial y divertida es Días de Radio, del genial Woody Allen. Los dejo con una introducción. No pueden perdérsela.


1 comentario:

  1. aunque suelo no entender mucho estas cosas tecnicas de la tecnologia,la radio a marcado un hito historico en el desarrollo de muchos aspectos sociales, por ejemplo aqui en Colombia, la primera vez que se uso la radio fue para educar a las personas qeu vivian en los campos apartados de la ciudad, de ahi que muchos colombianos lograros obtener su titulo de educacion basica primaria por medio de este invento.

    ResponderEliminar